sábado, 9 de febrero de 2008

Opera prima

- Oye, por mi ya hay suficiente, nos vamos ya?

- No, yo no me voy hasta que no cante la gorda.

- Bueno, entonces voy de mientras al lavabo.

- Nono! tu de aquí no te levantas hasta que acabe.

- Hay que ver cómo te pones... Venga déjame ver...



UHOOOOOoooOOOOOOOOHHHH

- Ale, ya está. Nos podemos ir?

- Sí, pero antes pasame un kleenex que me he puesto bueno... Por cierto, te ha quedado algo en la mejilla. Nos duchamos juntos?

- Por favor! Eres insaciable!!

1 comentario:

albatros dijo...

No acabo de entender el trasfondo. ¿Le gustaba o no la ópera?