jueves, 27 de marzo de 2008

Chincha rabiña

Miraba a Enzo a los ojos fijamente y no me hacía falta girar la mueca en los labios para saber que él sabía exactamente lo que le estaba diciendo.
Guarda! Non è carina? voglio questa piccola cosa! pero él me miraba con sus grandes ojos y una terrible cara de pena mezclada con la alegría de ser tío y con un leve movimiento de sus manos me dijo Dai! ma comme vuoi fare? è impossibile!

En aquel momento me acordé de Margarita y me eché a reir.
Y reí más cuando vi la cara de Enzo que no entendía nada.


Pero es que me queda taan bien...

8 comentarios:

David Arcos dijo...

Felicidades, friki :-)

Raquel dijo...

Es de verdad???? : )

Qué pasote ! Felicidades !!!

BorjaMari dijo...

Sipes! la pena es que no sea pa mi...

albatros dijo...

¡Cúrrate uno y será pa tí!, digo yo.

BorjaMari dijo...

Me han dicho que un hombre se ha quedado embarazado al ver que su mujer era incapaz. Lo que pasa es que este hombre nació mujer y la operación no fue completa de manera que mantiene el órgano reproductor femenino.

Pero ese no es mi caso y quizá no hayas escuchado bien a Margarita.

Así que a no ser que se lo robe a alguien...

albatros dijo...

Es que Margarita es una filósofa de nuestro tiempo. Suerte que queda gente como ella para aclarar este tipo de temas.

Rake dijo...

Ays que bonicoooo!! Felicidadeeees!! :)

Laviga dijo...

Qué suerte tiene la pobre Margarita, que piensa que sólo "ahi" se puede encontrar caca.