martes, 1 de abril de 2008

Virgencita virgencita



Zuibun gei se retiró de buena mañana a meditar, no necesitaba el discípulo muchas explicaciones para entender lo que le pasaba al maestro
Sólo eso, necesitaba respirar aire, concentrarse, y sobretodo invocar a todos los santos, a los dioses del Olimpo, a la virgencita del amor glorioso, a rita la cantadora...
Esa noche se sentará de nuevo delante de la pequña pantalla y haciendo todas las gañotas posibles seguro que se dirá: ultima vez que os quiero, última vez...

4 comentarios:

Belén dijo...

No, si hasta los mas grandes pensadores sienten lo que sienten por el futbol...

Besos Blaugranas :)

zuibun gei dijo...

Belén:
es el gran mal del maestro pensar en estas cosas...con las que uno puede llegar a pensar...
Besos sufridores!

BorjaMari dijo...

Ya lo decía Manuel Vázquez Montalbán:

"Joooo, 5 minutos máááás."

Pero no sé si se refería al fútbol o a otra cosa.

albatros dijo...

Como dice un amigo mío "Dios mío, yo nunca te he pedido nada..."